Secretaría del Fideicomiso operaba con dinero de los medios incautados

Secretaría del Fideicomiso operaba con dinero de los medios incautados

163

14646790_1756669901268967_1206264862_oPara el Gobierno, los medios de comunicación son diferentes que el resto de las empresas confiscadas a los hermanos Isaías. Tres años después de la incautación, en 2011, se dieron cuenta que estas empresas tenían un valor más importante que todo lo demás: podían formar parte del aparato de propaganda estatal.

Los cambios en la línea editorial de GamaTV vienen desde 2008, cuando se nombró a Enrique Arosemena Robles, entonces gerente general de EcuadorTV, como administrador de los medios incautados. Y aunque Correa ofreció que se haría un concurso de méritos para que se compruebe que el Gobierno no quería intervenir la línea editorial, tampoco se cumplió.

En 2011, fue directamente la Secretaría Nacional de Comunicación la que entró a jugar en la parte administrativa de los medios. Ese año, el Fideicomiso AGD-CFN No Más Impunidad, que manejaba todas las empresas incautadas a los exdueños del Filanbanco, se dividió en dos. Los medios de comunicación fueron separados y puestos en el Fideicomiso AGD-CFN No Más Impunidad-Medios (mejor conocido como Fideicomiso Medios).

Esta nueva conformación se hizo para que GamaTV y los otros medios sean administrados “con mayor criterio de especialidad”, según reza la escritura de constitución del Fideicomiso, inscrita en la Notaría Vigésimo Séptima del cantón Quito. Con ese objetivo, se incluyó a dos representantes de Secom en la Junta del Fideicomiso, que es la que tomaba las decisiones con respecto a los medios incautados: Fernando Alvarado y Karina Peralta (luego se incorporó también Paúl Mena Zapata, asesor jurídico en la Secom).

Esa Junta creó la Secretaría Técnica del Fideicomiso Medios, conformada por ocho miembros: Patricio Salas, Antonio García, Nicolás Vega, José Ortiz, Leonor Linares, Ulises Alarcón (actual gerente de GamaTV) y Denisse Romero, según información entregada a Fundamedios por la Corporación Financiera Nacional. Esta Secretaría se encargaría de la parte administrativa del Fideicomiso.

Sin embargo, todos los costos de funcionamiento de esta Secretaría corrían a cargo de GamaTV y TC. Contraloría detalla en su informe DAAC-0219-2015 que los sueldos, arriendos, movilización, suministros y materiales de esa entidad fueron pagados de esta manera:

Y esto además incluye sueldos e incluso el pago de un chofer. En la página 20 del informe de Contraloría, se establece que se gastaban más de USD 352.000 en ocho meses de sueldos de los trabajadores de la Secretaría Técnica.

Todos los gastos de la Secretaría del Fideicomiso, incluidos los sueldos de las personas que trabajaban allí, se pagaban con recursos de los dos canales incautados. Es decir, los costos de la administración de todos los medios incautados se financiaban a través de los mismos medios incautados.

Para Contraloría, esto viola el Reglamento de funcionamiento de la Secretaría Técnica, pues allí se señala que este es un órgano con “independencia financiera y administrativa de las empresas supervisadas”.

Pero además, esta acción significa más gastos para GamaTV, que ya para ese entonces enfrentaba una crisis financiera y reportaba altas pérdidas.

El informe de Contraloría examina los recursos hasta abril del 2014. Un año después, en junio del 2015, el Fideicomiso Medios fue disuelto y las empresas de comunicación pasaron a manos de una nueva entidad, la Unidad de Gestión de Medios (Ugemed), dirigida por Fernando Alvarado Espinel. Y la situación es similar… se sigue manteniendo con recursos del canal.