Radio deportiva es sancionada por narrar insultos dados en un entrenamiento de fútbol

Radio deportiva es sancionada por narrar insultos dados en un entrenamiento de fútbol



ENGLISH VERSION

El 29 de mayo de 2015, la Superintendencia de la Información y Comunicación (Supercom), tras un proceso iniciado de oficio, sancionó a Radio Fútbol FM, con una multa de USD 3 540 por supuestamente inobservar el artículo 65 de la Ley Orgánica de Comunicación (LOC) al difundir “contenidos no aptos para el horario y tipo de audiencia” en el programa ‘Mira quién habla’, transmitido el 16 de abril de 2015, en el horario de 16:00 a 18:00; donde el presentador del mismo Luis Miguel Baldeón habría repetido frases que emitieron los jugadores de fútbol en un entrenamiento.

La entidad reguladora concluyó que el señor Baldeón repitió durante el programa, insultos referentes a la discusión que tuvieron dos jugadores de fútbol y determinó que “los periodistas, al momento de trasmitir contenidos comunicacionales, tienen la obligación jurídica de preservar y velar los derechos de la comunicación e información y cuidar que no se transgredan, entre otros, los derechos de protección establecidos por las franjas horarias”, según consta en la resolución del caso. El medio tiene 72 horas contadas a partir de la fecha de su notificación para cumplir con el pago de la multa impuesta.

El 21 de mayo de 2015, durante la audiencia de sustanciación, la abogada Narcisa Salvador representante del medio de comunicación impugnó el contenido del Reporte Interno y aseguró que “el locutor no ofendió a nadie, pues solo repitió los hechos ocurridos en la práctica del equipo Liga Deportiva Universitaria”. Reiteró que “en ningún momento se buscó irrespetar al oyente, tal como lo dijo el señor Baldeón durante la transmisión del programa ‘Mira quién habla’. (…) Estos asuntos que ocurren en el fútbol ecuatoriano no son nuevos, el lenguaje que se utiliza en el fútbol ecuatoriano (…) no es nuevo para nosotros, yo quisiera saber si al redactar este informe se tomó en consideración cuál es la realidad del lenguaje del fútbol del país…”, expresó. Para finalizar aseguró que “se trató de una noticia que se difundió en múltiples medios audiovisuales y que no consideró que existe una falta por parte del locutor al transmitir estas frases, tomando en cuenta que el señor Luis Miguel Baldeón fue claro al afirmar que no quería ofender a nadie”.

Por su parte, Alejandro Salguero representante de la Supercom, ratificó la validez del proceso y las conclusiones del Reporte Interno. Manifestó que en el periodista tiene la opción de proteger los derechos de la comunicación e información, al momento que está difundiendo un contenido. “El periodista tenía todos los mecanismos, y todas las facultades de no repetir estas frases que podrían ser contrarias a la audiencia a la cual se dirige ese programa, más aún, (…) siendo que se encuentra en una franja reforzada”. En ese sentido recalcó que “se trató de una inobservancia respecto de las franjas horarias por parte del medio” .

Esta es la tercera sanción que suma Radio Fútbol por el programa ‘Mira quién habla’. El pasado 11 de marzo la emisora fue multada con USD 1 770 dólares por la  supuesta “vulneración de los derechos al acceso libre e informado a la información” al haber clasificado, pero no identificado los tipos de contenidos del mencionado programa, mientras que el pasado 9 de abril, esa misma emisora debió pagar USD 3540, por supuestamente hablar de amantes en horario familiar.

Sports radio is fined for repeating swearwords used by soccer players during training session

On 29 May 2015, the Superintendency of Information and Communication (Supercom), following a process initiated ex officio, fined Radio Fútbol FM USD 3,540 for allegedly breaching Article 65 of the Organic Communications Law (LOC) by broadcasting “content unsuitable for the time slot and kind of audience” during the program ‘Mira quién habla’ transmitted on 16 April 2015, from 16:00 to 18:00, where the presenter Luis Miguel Baldeón repeated phrases used by soccer players during a training session.

The regulatory agency concluded that Mr. Baldeón repeated during the program insults relating to a discussion between two of the players and determined that “journalists, when broadcasting communication content, have a legal obligation to protect communication and information rights while taking care not to breach, among others, the protection rights established by time slots”, as stated in the ruling on the case. The radio station has 72 hours from the date of notification to pay the fine.

On 21 May 2015, during the substantiation hearing, lawyer Narcisa Salvador, representing the radio station, refuted the content of the Internal Report and said that “the presenter did not offend anyone, as he only repeated events that occurred during the practice session of the team Liga Deportiva Universitaria”. She reiterated that “at no time was there any intention to disrespect the listener, as Mr. Baldeón said during the broadcast of the program ‘Mira quién habla’. (…) These things that happen in Ecuadorian soccer are not new, the language used in Ecuadorian soccer (…) is not new to us, I would like to know if when writing this report the reality of the language of soccer in the country was taken into account… “, she said. And ended by stating that “this was a news item transmitted by several audiovisual media and I do not believe the presenter incurred in an offense by broadcasting these phrases, considering that Mr. Luis Miguel Baldeón was clear in stating he did not want to offend anyone”.

Meanwhile Alejandro Salguero, Supercom’s representative, confirmed the process’ validity and the conclusions of the Internal Report. He stated that journalists have the option to protect communication and information rights when broadcasting content. “The journalist had the mechanisms and the ability to not repeat those phrases that might be contrary to the audience at whom this program was aimed, even more so (…) as it was broadcasted during a reinforced time slot”. He stressed that “it was a breach of the time slots by the station”.

This is the third time Radio Fútbol has been sanctioned for the program ‘Mira quién habla’. On 11 March, the station was fined USD 1,770 for the alleged “infringement of the rights to free and informed access to information”, because it classified but failed to identify the kinds of content included in the program, while on 9 April, the same station had to pay USD 3,540, for allegedly speaking about lovers during family time.

 

Documentos asociados