Medidas restrictivas impuestas en la Asamblea causan malestar entre los periodistas

Medidas restrictivas impuestas en la Asamblea causan malestar entre los periodistas



19105163_1871019989833957_320466521_o

Dos medidas restrictivas para los periodistas fueron adoptadas temporalmente por la Asamblea Nacional este 8 de junio de 2017, ocasionando quejas entre los comunicadores que acudieron a cubrir las sesiones en el interior del legislativo. Dichas medidas posteriormente fueron levantadas.

Una de las restricciones dictada por el Departamento de Comunicación de la Asamblea prohibía realizar entrevistas a los legisladores en el pasillo y se informó que solo se permitiría realizar preguntas con un micrófono entregado por ese departamento. Algo que llamó la atención de los comunicadores que normalmente hacen entrevistas y abordan a los asambleístas en los pasillos y que ha sido una práctica común entre quienes cubren esa fuente. La segunda restricción se dio al interior de la barra baja del salón del pleno, cuando los fotógrafos y camarógrafos fueron impedidos de tomar fotos, generando quejas por los impedimentos a su trabajo.

Ambas medidas fueron cuestionadas por periodistas como, Carla Maldonado, de diario Expreso, Ana María Cañizares y Fausto Yépez, de Teleamazonas, quienes denunciaron en sus respectivas cuentas de Twitter sobre las restricciones.

En diálogo con Fundamedios, Cañizares aseguró que al llegar al pleno se le comunicó verbalmente de esta nueva medida a la que calificó de “injusta y poco profesional”. Sin embargo, tras las quejas y la poca factibilidad para poder entrevistar a los legisladores de esa manera, se revocó la medida cuarenta minutos después. Según Cañizares, al parecer, había confusión desde el mismo departamento de comunicación y se desconoce quién pudo haber ordenado tales restricciones, cuando su percepción en este nuevo período legislativo ha sido el de una mayor apertura con la prensa.

La periodista Carla Maldonado, quien cubre esa fuente en diario Expreso apuntó que gracias a la alerta que dieron sus colegas periodistas, la Asamblea retrocedió y pudieron realizar su trabajo con normalidad.

Sobre la restricción de tomar fotografías, el asambleísta oficialista José Serrano y titular del legislativo cuestionó el hecho y aseguró que es un “exceso injustificado” que debe investigarse, según escribió en su cuenta personal de Twitter.

Horas más tarde, la Asamblea, a través de un comunicado, aclaró que no ha existido pretensión de impedir o limitar el trabajo de la prensa. Sin embargo, endilgó al periodista Javier Gallo la responsabilidad de haber protagonizado un incidente con la Escolta Legislativa. El comunicado mencionó lo siguiente: “Personal de la Escolta Legislativa y Relaciones Públicas se limitó a solicitar al periodista Javier Gallo a no golpear el vidrio instalado en el Palco de prensa y a preguntar cuál era su requerimiento, ante lo cual se limitó a señalar aquí prohíben todo y a retirarse de lugar” Este comunicado generó el rechazo de colegas en redes sociales, en solidaridad con el periodista.

Cabe anotar que la decisión del Departamento de Comunicación de la Asamblea se dio un día después de que la asambleísta de Alianza PAIS, Wendy Vera reclamara porque un camarógrafo la grabó revisando una página de joyas por internet, mientras el pleno discutía sobre el caso Odebrecht.

Documentos asociados